Mecánica mental

Vamos a definir primero la tensión emocional, como la respuesta emocional que da la mente a un estímulo. Dicho de otra forma: tensión emocional es lo que se produce cuando lo que crees que es no coincide con lo que crees que debería ser. Puede ser positiva o negativa, según se considere el estímulo placentero o aversivo.

Lo que crees que es es el estímulo que, como hemos visto en otra página, no coincide con lo que realmente es. El estímulo es tu percepción de lo que es. Lo que crees que debería ser depende exclusivamente de la estructura de tu mente, de su programación. Es totalmente subjetivo.

Un ejemplo: tu pareja llega a casa una hora más tarde de lo habitual. Si piensas que es porque ha ido a comprarme un regalo tendrás una respuesta emocional determinada,  distinta de si crees que te está engañando. Aquí lo que tú crees es el estímulo para tu mente, es tu percepción del fenómeno objetivo.

En el párrafo anterior, al dejar implícito el funcionamiento mental afirmamos por omisión que a cada estímulo de los anteriores solo puede corresponder un algoritmo de interpretación y, por tanto, una sola respuesta emocional. Falso, una mente programada con la cultura musulmana o católica van a generar una respuesta emocional totalmente distinta de otra programada con la hippie.

Cuanta más distancia haya entre lo que crees que es (CQE) y lo que crees que debe ser (CQDS), mayor será la tensión emocional (TE).

como TE= CQE – CQDS

solo se puede actuar sobre TE modificando CQE, CQDS, o los dos a la vez.

Para trabajar sobre CQE, lo más importante es no prejuzgar. Es obviamente estúpido generar un estímulo y reaccionar ante él como si fuese cierto, antes de tener información suficiente.

El componente CQDS, tu mente, es totalmente plástico, aunque de evolución relativamente lenta. Todas las mentes se reprograman continuamente. Esa es su naturaleza,  pero no es cuestión de un rato.

Hay tres causas diferentes de tensión emocional: las relacionadas con la salud, con la situación económica y con los aspectos afectivos (salud, dinero y amor, como la canción de Cristina de 1967). Las llamaremos TEs, TEe y TSa. La sensación producida por la tensión emocional de cada momento traza una línea por cada aspecto, como de del gráfico.

TensiónEmocional1

A pesar de la evolución de las tensiones, cada individuo posee un determinado nivel medio, que le caracteriza, y del que no suele separarse mucho.

TensiónEmocionalNMF

Las personas de naturaleza positiva no suelen serlo por lo que tienen, al igual que las negativas no lo son por lo que no tienen. Lo que determina su estado de ánimo, su grado de felicidad es su forma de entender la vida. O sea, su nivel de comprensión CQDS.

Cuando algo nos desestabiliza (alguna tensión s, e o a), incluso ante eventos potentes, como un premio en la lotería, o la muerte de un ser querido, generalmente al cabo de poco tiempo volvemos a nuestro estado de ánimo habitual.

Normalmente no se puede actuar sobre los sucesos externos realmente importantes, pero sí sobre la forma de entenderlos, y según los entiendas te afectarán. Según los comprendas será tu realidad.

Mente01

En una mente normal todo ocurre como si los estímulos activasen caminos neuronales (aquí representados con una sola línea), que desencadenan emociones por el otro extremo, de forma automática: siempre la misma emoción ante el mismo estímulo.

Reprogramación: cuando cambia tu nivel de comprensión esto se traduce en una reconexión en el camino neuronal, lo cual determina una respuesta emocional distinta.

Mente02

Tu vecino australiano te saludaba todos los días con el pulgar hacia arriba, y tú le devolvías un cortés “buenos días”, hasta que te enteraste que ese gesto en Australia significa “muérete”.

  Anterior   Siguiente

Anuncios